Ayuda para elegir: discos duros y unidades de estado sólido

Los discos duros y las unidades de estado sólido cuentan con varias características diseñadas para hacer frente a distintas necesidades del cliente empresarial. Podemos destacar las siguientes:
Unidades de estado sólido (SSD): medio de almacenamiento rápido para E/S aleatorias.
Unidades SAS de 10 000 y 15 000: rendimiento y disponibilidad para aplicaciones esenciales
Unidades SAS Nearline y SATA para empresas: gran capacidad y excepcional relación entre coste y almacenamiento de las aplicaciones críticas para las empresas
Como usuario de sistemas empresariales, probablemente su mayor preocupación sea la seguridad de los datos y la fiabilidad del medio que los alberga.

Dell™ somete los discos duros para empresas y las unidades de estado sólido a un riguroso proceso de validación antes de que se hayan considerado siquiera como incorporaciones a nuestra línea de sistemas de almacenamiento y servidores. Dell cuenta con exigentes especificaciones de unidad en cuanto a rendimiento, ciclos de servicio, tiempo medio previsto entre fallos (MTBF) y vibración de giro, que son todos aspectos necesarios para los entornos empresariales. Estos tipos de especificaciones rigurosas se deben cumplir antes de que pongamos los discos a disposición de los clientes para que los usen.

Las unidades de estado sólido están diseñadas para clientes que necesiten un mayor rendimiento y duración y un menor consumo de energía en las aplicaciones empresariales esenciales.
A continuación, figuran una serie de gráficos en los que se comparan los distintos tipos de unidades de disco duro. En líneas generales, las unidades esenciales (SAS de 10 000 y 15 000) se usan en aplicaciones que requieren el mayor rendimiento y la más alta fiabilidad. Las unidades críticas para las empresas (SATA y SAS Nearline de 7200) proporcionan capacidades mucho más altas, pero ofrecen menos fiabilidad y rendimiento en comparación con las unidades esenciales.

La dirección del sector de las unidades esenciales parece que tiende al desarrollo únicamente de unidades de 2,5”. Si esto ocurre, es posible que las unidades de 3,5” hayan alcanzado su máxima capacidad (600 GB) y que no se desarrollen actividades que incrementen su capacidad existente, mejoren su rendimiento ni reduzcan sus requisitos de alimentación. En este caso, es probable que las unidades esenciales de 3,5" dejen de producirse en algún momento. En los gráficos siguientes, se muestran las ventajas de las unidades esenciales de 2,5” con respecto a las unidades esenciales de 3,5” en la mayoría de los casos. Además, estas ventajas pueden aumentar en el futuro conforme se produzca el desarrollo de las unidades esenciales de 2,5”.

Nuestra recomendación para los clientes que estén revisando las configuraciones estándares de los servidores Dell es que consideren la posibilidad de incluir discos duros  (disponible en inglés) de 2,5” y 10 000 o 15 000 en lugar de discos de 3,5” de 15 000 (información disponible en inglés).
Las operaciones de entrada/salida por segundo (IOPS) es una medición reconocida del rendimiento de E/S para las unidades de disco duro. En el siguiente gráfico se ilustra la diferencia entre distintas unidades de disco duro, con los discos de 2,5” a 15 0000 en la parte superior y los de 3,5” a 7200 en la parte inferior:

IOPS

Los requisitos de alimentación muestran la ventaja de las unidades de 2,5” a 7200 y la desventaja de las unidades de 3,5” a 15 000:

Alimentación

Si combinamos estos dos gráficos en una medición de IOPS/vatio, el resultado es el siguiente:

IOPS, vatios

Si le preocupa cuánto rendimiento se puede obtener a partir de unidades con una cantidad determinada de espacio en rack, consulte el siguiente gráfico, donde se plantea que el doble de unidades de 2,5” pueden colocarse en el mismo espacio que las unidades de 3,5”. Es evidente que las IOPS de las unidades esenciales de 2,5” ganan por mayoría.

Volumen, 2U, IOPS

Las unidades críticas para las empresas SATA y NLSAS presentan una ventaja clara con respecto a las unidades esenciales en cuanto a coste y capacidad máxima. En el gráfico siguiente sobre costes se muestra el menor coste de las unidades de 3,5” a 7200 y el mayor coste de las unidades de 2,5” a 15 000.

Coste

Los puntos de capacidad relativa para cada categoría de unidad se muestran en el siguiente gráfico. Tenga en cuenta que se espera que las capacidades aumenten para cada categoría, pero este hecho no se ha anticipado para las unidades de 3,5” a 15 000.

Capacidad

Si le interesa una unidad SSD para un entorno empresarial, existen distintos tipos de unidades, en función del acceso y el rendimiento que se necesite.

Las SSD SATA Dell Value de 2,5” son adecuadas para clientes que tengan cargas de trabajo mixtas, como almacenamiento de datos, aplicaciones de sobremesa virtual y aplicaciones informáticas de alto rendimiento. Estas unidades se ofrecen en capacidades de 100 GB y 200 GB y se han diseñado para garantizar su compatibilidad y facilidad de integración en los servidores Dell.

Las SSD SAS Dell General de 2,5” son una buena solución para clientes que gestionan procesamiento de transacciones en línea (OLTP), bases de datos, sistemas de asistencia en las decisiones empresariales y aplicaciones de almacenamiento de los datos en caché, que pueden tener cargas de trabajo de escritura realmente intensivas. Estas unidades están disponibles en tamaños de 200 GB y 400 GB. Se han diseñado para garantizar la compatibilidad y la facilidad de integración en sistemas de almacenamiento empresariales de nivel 0 nuevos o existentes, incluidos los servidores, el almacenamiento con conexión directa y el almacenamiento con conexión a red.